Uñas acrílicas: todo lo que necesitas saber (y las mejores ideas de diseños)
Instagram: @heygreatnails

SE LLEVAN

Uñas acrílicas: todo lo que necesitas saber (y las mejores ideas de diseños)

Descubre por qué todas las celebridades del momento se han rendido a este tipo de manicura y cuáles son las ventajas de las uñas acrílicas respecto a otras

Te habrás dado cuenta hace tiempo. No hay cantante, influencer, modelo, actriz o celebridad que se haya resistido a lucir la manicura del momento: las uñas acrílicas. De hecho, podría decirse que hay toda una competición entre famosas para ver quién luce el diseño personalizado más original. Desde Rosalía a Kylle Jenner, pasando por Dua Lipa, Rihanna y un largo etcétera de famosas, nacionales e internacionales. Todas quieren que sus uñas se conviertan en el foco de atención y nos inspiran constantemente con los diseños nuevos de sus uñas acrílicas.

Entre sus ventajas como manicura, sin duda cabe destacar que permiten la máxima personalización, tanto en la forma como en el largo y, como no, en el diseño, que puede ir de lo más minimalista y natural a lo más barroco. Además, se trata de una manicura resistente y duradera. ¿Cómo resistirse entonces a lucir unas uñas acrílicas en 2022?

Uñas de acrílico: ¿qué son?

También conocidas como uñas esculpidas, se utilizan para prolongar artificialmente el largo de la uña con un postizo que se coloca sobre la natural. Este postizo se elabora con una mezcla de líquido y polvo acrílico que toma forma con ayuda de un molde (tip) que se pone sobre la uña natural.

Entre sus beneficios hay que resaltar que son duraderas y solo necesitan mantenimiento cada 2-4 semanas. También son muy resistentes, por lo que son ideales para mujeres con uñas frágiles y permiten recrear con un buen acabado aquellas uñas mordidas o que se han roto. Además, a nivel estético es evidente que son muy ventajosas, puesto que nos dan mucho juego con el largo, la forma y el tamaño.

Por otro lado, cabe recordar que es una técnica de manicura no exenta de ciertos inconvenientes. No hay que abusar de ella y es necesario dejar descansar la uña natural de vez en cuando. Tanto la puesta como la retirada exigen la mano de un profesional ya que, de lo contrario, corremos el riesgo de sufrir las consecuencias de la mala colocación o la falta de higiene, que puede dar lugar a la aparición de hongos. Por último, las uñas de acrílico tienen otro pequeño inconveniente en el olor del producto, que puede resultar muy intenso y siempre requiere ventilación allá donde se utilice.

Cómo hacer uñas acrílicas

Puesto que se trata de una manicura duradera, es lógico que el proceso de aplicación se alargue más que el de otras técnicas (en total, en torno a las dos horas). Y, aunque te avisamos de antemano que no es una manicura que se pueda hacer en casa, sí te podemos contar cómo se colocan las uñas de acrílico, paso a paso:

  • Elegir el tamaño adecuado de los tips en función de las uñas naturales y limar ligeramente los laterales.
  • Preparar la uña limpiando la grasa natural, dejándola corta y desinfectada. La idea es favorecer que el acrílico se fije sin problemas a la superficie.
  • Colocar el tip sobre la uña con ayuda del pegamento y con la referencia del borde natural. Aplicar una capa de primer, dejando que se seque por completo.
  • Con un pincel, se moja primero en el líquido (monómero) y seguidamente en el polvo (polímero) hasta que se obtenga una bola del tamaño de una perla. La mezcla adquirirá la textura de un gel viscoso y manejable que se seca con el paso de los minutos.
  • Para cada uña se necesitan unas tres perlitas para conseguir una cobertura perfecta. La primera se aplica en el centro de la uña; la siguiente, en la base, y la última en la zona de la punta.
  • Mediante movimientos suaves hay que extender todo el producto por la superficie sin manchar los bordes ni la piel.
  • Dejar secar el acrílico y usar la lima para dar la forma deseada.
  • Pulir la superficie para dar brillo a la uña acrílica.
  • Limpiar la uña retirando restos de polvo que puedan haber quedado.
  • Aplicar el esmalte de acabado top coat para prolongar la duración y dar brillo.

Cómo quitar uñas acrílicas

Aunque se recomienda retirarlas en un salón de belleza, debes saber que para quitar las uñas de acrílico hay que dejarlas en remojo en acetona unos 30 minutos. Después se retira, con ayuda de una lima, el esmalte que queda sobre la uña natural.

Mantenimiento de las uñas acrílicas

Como hemos dicho, las uñas acrílicas son muy duraderas y resistentes, pero necesitan un mantenimiento a base de retoques. Estos permiten tanto mantener el diseño elegido inicialmente como cambiarlo. A veces tan solo requiere retocar la cutícula y rellenar el espacio que ha quedado como resultado del crecimiento de la uña con el paso de las semanas, tal y como se aprecia en el vídeo. 

Las uñas de acrílico duran hasta 8 semanas, siempre dependiendo de cómo las mantengamos y las precauciones que tomemos en el día a día para cuidarlas. Dependiendo del ritmo de crecimiento de la uña, será necesario rellenarlas antes o después. Lo idóneo sería hacer ese mantenimiento a las 2-3 semanas, si bien la mayoría de las veces se puede prolongar.

Eso sí, es vital que no caigamos en la tentación de mordernos las uñas o intentar retirarlas nosotras mismas arrancando sin más.

¿Qué es mejor uñas de gel o acrílico? 

qué es mejor uñas acrilicas o gel
Instagram: @topnails_foryou

Si ya conoces las uñas de gel, seguramente te preguntarás las diferencias entre esta manicura y las uñas de acrílico. La principal está en la técnica con la que se colocan, algo más complicada en el tipo de manicura que nos ocupa. Así, mientras el acrílico se seca al aire, las uñas de gel se basan en un esmalte especial que requiere la curación en lámpara para fijar su acabado.

Asimismo, a la hora de retirar una y otra, las uñas de gel se eliminan con ayuda de un torno o una lima, mientras que las acrílicas necesitan estar en remojo en acetona.

Aparte de esto, nuestra elección entre uno y otro sistema dependerá de la durabilidad que busquemos así como del acabado que prefiramos. Y es que, si bien las uñas de gel se aprecian como más naturales, resultan menos resistentes que las acrílicas, por lo que necesitarán visitas más frecuentes al salón de manicura. Con todo, ambas técnicas son apropiadas si lo que necesitamos es alargar la uña y presumir de manicuras originales.

En cuanto al precio, el de una manicura acrílica puede rondar los 70-90 euros, mientras que unas uñas de gel pueden costar alrededor de 50 euros.

Diseños de uñas acrílicas

Aunque sobre diseños de uñas no hay nada escrito y los manicuristas de las celebridades nos sorprenden cada día con propuestas más originales e impactantes, sí podemos hablar de colores de moda en las uñas acrílicas y tendencias en general:

Uñas acrílicas cortas

Uñas acrílicas rojas

Uñas acrílicas naturales

Uñas babyboomer

Manicura multicolor

Uñas acrílicas blancas

Uñas acrílicas francesas